“El venado de las pampas, un ejemplo de cooperación”

Objetivo

Promover el conocimiento de la cooperación a través del ejemplo y del juego grupal.

Desarrollo

Buscar artículos periodísticos donde se hable del trabajo de cooperación que se realizó entre distintas entidades para ayudar a la conservación del Venado en las pampas a través de la creación del Parque nacional Campos del Tuyú.

Luego, trabajar la cooperación a través del juego grupal y armado de rompecabezas. Formar grupos de niños quienes en equipo deberán armarlo.

Materiales sugeridos: imagen sugerida para recortar y notas revista N° 107 de Vida Silvestre

Mario Beade
Dentro del aula

“Ayudemos al venado a caminar a través de las Pampas”

“Los valores no son pues el resultado de una comprensión y, mucho menos de una información pasiva, ni tampoco de actitudes conducidas sin significación propia para el sujeto. Es algo más complejo y multilateral pues se trata de la relación entre la realidad objetiva y los componentes de la personalidad, lo que se expresa a través de conductas y comportamientos, por lo tanto, sólo se puede educar en valores a través de conocimientos, habilidades de valoración, reflexión en la actividad práctica con un significado asumido. Se trata de alcanzar comportamientos como resultado de aprendizajes conscientes y significativos en lo racional y lo emocional”.
Dra. Martha Arana Ercilla. La educación en valores: una propuesta pedagógica para la formación profesional. Organización de Estados Iberoamericanos.

Objetivo

Comprender a través del dialogo, juego y la acción que todos podemos informarnos y comprometernos desde nuestro lugar para hacer algo por la conservación.

Desarrollo

Realizar diferentes juegos tematizados con el venado de las pampas, sus características y estado de conservación, para familiarizarse sobre la situación de la especie y trabajar valores relacionados con la cooperación, respeto, búsqueda del bien común.

Algunas ideas:

  • Entregar a cada niño el laberinto del Venado de las pampas, a través del cual los niños deberán encontrar la salida, ejercitar la concentración, la deducción y la capacidad de superación.
  • Buscando al venado, entregar la imagen y realizar en forma grupal trabajando la cooperación.
  • ¿Cuántos venados pueden vivir acá? realizar un círculo grande utilizando sogas o tiza. (El tamaño del círculo debe ser tal que dentro de él puedan pararse todos los participantes). Todos los estudiantes suponen que son Venados. El juego comienza con todos los niños parados fuera del círculo. Al inicio de la actividad, todos deben caminar alrededor del círculo, el docente les dice que el círculo representa al pastizal y que a la cuenta de 3, todos deben “entrar” al círculo para sobrevivir con los recursos que el pastizal les da, y que cuando termina de contar, los que no están dentro del círculo serán venados que no sobreviven.
  • Como el círculo es lo suficientemente grande, se espera que todos los niños hayan entrado, entonces, el coordinador les informa que todos sobrevivieron y que ya pueden salir del círculo a esperar la nueva consigna. Se repite el paso con diferentes consignas: una parte del pastizal que fue reemplazada por cultivos, los venados serán cazados, por lo que deberán buscar un refugio en el pastizal, los que queden afuera serán presa de la caza.
  • Los estudiantes irán saliendo y su competencia por quedar dentro se irá acentuando. De esta manera, podrán vivenciar a través del juego los problemas de conservación de la especie.
Materiales

Hoja con laberinto, imagen buscando al venado, soga o tiza.

Este hermoso ciervo que habitaba por millares las Pampas argentinas, actualmente se encuentra solo en pequeñas regiones aisladas. ¡Ayudanos a salvarlo!

¿Sabías que…?

A los machos adultos le crecen dos astas o cuernos delgados, con tres puntas cada una, de las cuales una se dirige hacia delante y las restantes hacia atrás.

Se alimenta de pastos y juncos, así como de fruta y legumbres silvestres. Vive en pequeñas manadas de hasta 12 individuos.

Posee un particular sistema de alarma contra el peligro que comparte con otra especie de las Pampas, el ñandú. Los venados tienen un agudo olfato mientras que ñandúes pueden ver a distancias considerables. Como conviven en el mismo ambiente, mutuamente se generan señales de advertencia sobre la presencia de peligro.

Desde hace muchísimos años es cazado por el hombre. Su carne es utilizada para el consumo y la piel en la confección de delantales que usan muchos trabajadores rurales para protegerse la ropa en las tareas del campo. Algunos pueblos originarios, usaban sus astas para la elaboración de arpones y puntas de flechas.

Una famosa leyenda le atribuye a este ciervo un poder para matar las víboras. Esto se da porque cuando el venado localiza una víbora la rodea con un círculo de su saliva maloliente. El reptil al no poder salir se intranquiliza, se desespera y se muerde a sí misma envenenándose.

Ayudá al venado a caminar a través de las Pampas.

Dentro del aula

“La hormiga y la cigarra”

Objetivo

Trabajar en equipo para que la pelota no caiga al suelo ni sea robada por la cigarra.

Desarrollo

Todos los estudiantes se colocarán de pie y en círculo, y uno de ellos se ubicará en el centro. Les explicaremos que ahora son hormigas obreras que transportan semillas y que tienen la importante misión de proteger una hoja (la pelota) que les servirá de alimento durante el invierno.

La cigarra, que es el jugador que juega solo, intentará robar por todos los medios esa hoja: hará cosquillas a las hormigas para que se les caiga de las manos, saltará alto o los distraerá, por ejemplo. Podrá moverse allá donde quiera, mientras que las hormigas no podrán dar más de dos pasos. Así, estas últimas lucharán juntas para proteger el alimento como sea.

Material

Una pelota

Dentro del aula
© FUNDACIÓN VIDA SILVESTRE

Diseño y desarrollo: tribytes.com